Análisis de A study of physical education de Máo Zé Dōng I



En uno de mis estudios sobre las artes marciales chinas, en este caso relativo al periodo posterior a la dinastía Qing, me encontré con un texto que me sorprendió bastante y que me obligó de forma gratificante a adentrarme en un terreno muchas veces esquivado.


A veces, aunque nos resistamos inicialmente a admitirlo, determinados sesgos ideológicos nos cierran algunas vías tras las que podríamos encontrar verdaderos tesoros sobre los que reflexionar. Nuestras convenciones tienden a alejarnos de los límites de todo aquello potencialmente disruptivo, algo que, a priori, podría trastocar de algún modo el relajado y edulcorado escenario cognitivo que nos ofrecen nuestros paradigmas más consolidados.



Se trata de un ensayo escrito por Máo Zé Dōng divulgado en abril de 1917 en una famosa revista sociopolítica y literaria publicada en Shànghǎi y Guǎngzhōu entre los años 1915 y 1926. El título de esta revista se puede traducir como «Nueva Juventud» (Hsin ch'ing-nien).


El núcleo ideológico de la revista se centra en un modelo de transformación democrática burguesa de la vida política y cultural China. Sus vínculos con el marxismo y con movimientos revolucionarios como el del Cuatro de mayo han sido algunos de esos escollos que me han hecho pasar de largo del escaparate de algunos números de esta revista; los sesgos a los que me refería al principio de la entrada.



Desde que leí el «Libro Rojo de Mao» Máo zhǔxí yǔlù, no había vuelto a tocar ni un solo texto escrito por Máo Zé Dōng. En su momento, asumí la lectura de este libro como una necesidad, sobre todo si quería entender algunos aspectos del desarrollo marcial chino en el siglo XX. He de reconocer que me gustó la lectura, pese a altísimo contenido ideológico que contiene y que fluctúa de continuo entre el sentido común y el adoctrinamiento para mentes poco amuebladas o predispuestas al rebaño.


No obstante, en el capítulo 16 (Educación y adiestramiento militar) encontré una de esas referencias que los años se han empeñado en consolidar entre mis creencias más enraizadas. En concreto lo siguiente:



Que la educación y el adiestramiento militar sea del interés de un profesor de artes marciales no tiene mucha discusión. Sin embargo, la forma en la que se tratan las relaciones de aprendizaje bidireccionales entre el mando, el soldado y sus iguales, me sigue pareciendo uno de los paradigmas educativos más coherentes y prácticos. Mi experiencia docente corrobora esta cita hasta el punto de que no entiendo ya cómo pueden seguir manteniéndose modelos educativos, o formativos, que no contemplen de facto este fenómeno natural interactivo y multidireccional de la experiencia docente compartida.


En el caso del ensayo que ha dado pie a esta línea de tres entradas, he de decir que mi llegada a él ha sido completamente fortuita. Buscando documentos relativos al entrenamiento deportivo y militar en la china de principios del siglo XX, pude leer en un foro algunos comentarios relativos a la visión de Máo sobre la importancia de la educación física y su trascendencia en el fortalecimiento del espíritu.



En el hilo de este foro proponían esta lectura y decidí que no podía dejarla pasar. Aunque, como he dicho antes, mi tendencia ha sido siempre evitar entrar en este tipo de «panfletos» ideológicos, los antecedentes que pude descubrir en mi única lectura de un texto escrito por Máo me propusieron no ser tan radical en mi negativa y «echarle un ojo» por encima a ver de qué iba el texto.


El ensayo se titula A study of physical education y está dividido en 7 apartados que pueden resultar tan vigentes hoy como lo era en 1917; han pasado ya más de 100 años desde que se escribió:


1. Una explicación de la educación física.

2. El lugar de la educación física en nuestra vida.

3. Abusos anteriores de la educación física y mi método para repararlos.

4. La utilidad de la educación física.

5. Razones por las que se rechaza el ejercicio.

6. Los métodos para el ejercicio deben ser reducidos.

7. Los puntos a los que debemos prestar atención cuando hacemos ejercicio.


Mi interés no surgió porque en el texto se tocasen aspectos relativos a la formación marcial de forma concreta (aunque hay apartados que, como veremos en los subsiguientes párrafos, son del máximo interés en ese sentido). Mi repentina voracidad en su breve pero intensa lectura responde a la actualidad vigente de la imagen que presenta, no solo del modelo e importancia de la educación física como parte de la formación integral de la persona, sino de la juventud de esa época, en muchas formas muy similar a la que podemos apreciar en muchos de nuestros jóvenes hoy en día. Un ejemplo del texto:


«Hasta ahora, los estudiantes han prestado mucha atención a la educación moral e intelectual, pero han descuidado la educación física. La desafortunada consecuencia ha sido que doblan la espalda y bajan la cabeza; tienen manos blancas y delgadas; cuando suben una colina les falta el aire, y cuando caminan en el agua les dan calambres en los pies».


No quiero decir que toda nuestra juventud viva inmersa en este nivel de abandono, me refiero a la importancia que tiene este apartado en su formación como personas y a cómo se sigue reflejando una misma visión equivocada de la educación física en nuestras escuelas e institutos.


Mi intención en esta serie de entradas es traducir el texto completo del ensayo y comentarlo. Lejos de sentar ninguna manera particular de interpretar el contenido, me interesa compartir las reflexiones que he realizado sobre cada uno de los 7 apartados para extraer de él conclusiones que me parecen oportunas en nuestro ámbito presente.


Espero que la lectura no resulte tan tediosa como haya podido serlo esta primera entrada de introducción, pero creo que la intención merece la pena y que el resultado global, visto ahora en una perspectiva de conjunto, me invita sinceramente a compartir las conclusiones que he podido extraer del texto. Como siempre, el límite de lo aceptable lo pone el lector y confío en su capacidad y libertad personal para dar el salto a otra lectura que pueda resultarle de mayor interés.


Continúa en Análisis de A study of physical education de Máo Zé Dōng II.

Entradas destacadas
Entradas recientes