CURSO 2019 CON EL MAESTRO MAK CHE KONG

El pasado fin de semana acudimos a la cita anual con el maestro Mak Che Kong. En esta ocasión, Hung Kuen Andalucía nos ha permitido disfrutar de sus enseñanzas sobre uno de los pilares del estilo Hung Gar Kuen, la forma combinada del Tigre y la Grulla.


El seminario tuvo una gran afluencia de maestros y alumnos que compartieron con nosotros esta maravillosa experiencia pedagógica. Y hago hincapié en este aspecto porque si hay algo que diferencia a este excepcional maestro de otros es, sin duda, su modelo pedagógico y su férrea voluntad de enseñar. Baste una anécdota para entender a qué me refiero.

Uno de los maestros le preguntó si haría un descanso para que la gente del curso pudiese beber y relajarse un poco, la respuesta del maestro fue «yo no paro, ya descansan cada vez que cortamos para explicar algo concreto». Y así fue, un aprendizaje sin descanso, ni cansancio, porque es imposible cansarse de escucharlo, de verlo y de aprender de él.

Posiciones perfectas, detalles a los que no habríamos llegado nunca sin sus explicaciones, paciencia repitiendo las secuencias una y otra vez, y apertura absoluta a cualquier pregunta relacionada con la forma, con el estilo y con lo que significa el Kung Fu en esencia pura.


Algunas reflexiones quedan en mi mente que han calado de forma importante. La primera su afirmación sin titubeos de que «el kung fu no es para pelear». Para complicar la cosa otra frase memorable: «si lo que pretendes es pelear haz mejor Kick Boxing o MMA». Detrás de estos dos valiosísimos consejos hay un conocimiento y una voluntad maravillosa de hacernos ver que la práctica, de por sí, es un camino de vida para el autocontrol, el autoconocimiento y la salud.

Según su visión, al menos así lo entendí yo, el acto de pelear se distancia de la búsqueda pacífica del equilibrio que busca la práctica. La cantidad de tiempo necesaria para que las técnicas del Kung Fu nos ofrezcan el potencial inagotable de transformación y autodefensa que tienen, invalida estos métodos como fórmula para conseguir rápidamente potencial de combate. Es de una lógica aplastante. Si buscas algo con efectos rápidos, esto no es.


El Kung Fu abarca todo lo que es el Ser en su conjunto para dar respuesta real a todo lo que ocurre en una situación de supervivencia. No solo interviene el conocimiento técnico, no solo la experiencia de combate, también intervienen el control de nuestro cuerpo y de nuestra mente, la voluntad precisa para actuar de forma casi quirúrgica sólo cuando es realmente necesario. A veces esa acción es definitiva, algo de lo que nos previno en algunas técnicas concretas. Pero ese no es el objetivo único de la práctica, es uno más que no aparece de repente, ni en el corto espacio de tiempo que normalmente nos proponen nuestras ilusas expectativas.

Practicar es vivir, es crecer, es mejorar y es ampliar lo que somos desde una perspectiva de seguridad y legado, un legado que recupera toda su vitalidad en un maestro que investiga, practica, sabe y comparte todo lo que le llena el corazón desde el Kung Fu más antiguo.

Lo vimos recibir golpes para mostrarnos la importancia de la respiración y el control del Dantien en acciones a corta distancia, le observamos demostrar cómo en muy poco espacio se puede desarrollar una enorme potencia. También comprendimos algunos aspectos no siempre claros del sentido direccional de las formas y de cómo y porqué debemos hacerlas tal y como nos han sido transmitidas.


Realmente un pozo de sabiduría y experiencia que, a sus 67 años, muestra una vitalidad superior a la media de los que estábamos allí entusiasmados. Esperamos que sean muchos más y que podamos disfrutar de cada ocasión de aprendizaje que nos brinden, tanto él como el germen que ha sembrado en tierras cordobesas en las mas dignas personas para recoger su testigo, algo de lo que tenemos mucho que aprender por otras tierras.


La próxima cita el 2020 en la que estaremos los mismos y algunos más para recibir todo aquello, que será muchísimo, que este gran maestro venga a transmitirnos.

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

 

C/ Paco Miranda 1 - 29013, Málaga

 (Centro Fluxus)

E-mail: wushuniversity@gmail.com 

Tel.: 654145676

 

©  2020 por Wushu University